Antes que nada, relájate.

Da rabia perderse los campamentos, es una de las mejores cosas de ser scout, pero no es el fin del mundo.

Mira la parte buena, siempre mira la parte buena y todo será mucho más sencillo.

¿Y cuál es la parte buena?

Pues… Esta lista de cosas que puedes hacer:

  • Vive los campas en la distancia y conviértete en el periodista de tu grupo: que te pasen toda la info y actualiza vuestra web o blog.
  • ¿Por qué no coges tu pañoleta y haces fotos artísticas? Es un buen momento para hacer buenas fotos y participar al MiradaSCout.
  • Escribe un artículo de opinión para nuestra sección “Tú opinas”. Seguro que tienes muchas cosas que decir, ¡exprésate!
  • Aprovecha para hacer todas las manualidades que no has podido hacer a lo largo del año.
  • Busca la inspiración y piensa en ideas y proyectos para hacer el año que viene con tu rama.
  • Siempre has querido aprender a tocar la guitarra… ¡y lo sabes! ¿A qué estás esperando?
  • ¿Y hacer un libro? Haz memoria, repasa todas las actividades que has hecho con tu rama y redáctalas, ¡puede quedar un cuaderno de actividades muy útil para todo el grupo!
  • Síguenos en Facebook, Twitter (@scoutsmsc) y lee todos los artículos que publicamos en scouts.es.
  • Da una sorpresa a tu grupo scout y ve a buscarlos a la vuelta de los campas
  • ¡Y dibújate una gran sonrisa en tu rostro! Somos scouts para toda la vida y nos esperan muchos campamentos por delante.

¿Se te ocurren más ideas?

Si es así compártelas con todos nosotros: en este artículo, en nuestro Facebook o Twitter (@scoutsmsc) o enviando un correo a comunicacion@scouts.es.

Foto vía GS Sayela