En la ceremonia de reparto de la Luz de la Paz de Belén a las asociaciones de Scouts MSC que celebramos anoche en Barcelona participamos gente de un montón de asociaciones de Scouts MSC. Había pañoletas de todos los colores y un montón de acentos diferentes.

Antes y despues de la ceremonia charlamos y compartimos con scouts de Málaga,  Burgos, Cantabria,  Valencia,  Ourense, Valladolid,  Castelló,  toda Cataluña (incluyendo a la gente de Tarragona que trajo la Luz desde Viena),  Puertollano, de Aragón, y seguro que de un montón de sitios más.

Kraales enteros, clanes rovers, hasta pioneros viajaron hasta Barcelona para vivir la ceremonia.

La Luz de la Paz de Belén ya está camino de todos los rincones de España.

Posteriormente scouts y amigos de todo el país abarrotamos la iglesia de Sant Agustí en Barcelona para asistir al acto central de entrega de la Luz. Este es el año en el que más gente ha tomado parte en esta ceremonia. La iglesia estaba llena a reventar y había muchísima gente de pie.

La Demarcació de Tarragona de Minyons Escoltes i Guies de Catalunya (en la imagen) ha sido este año la encargada de viajar a Viena para recoger la llama que, como todos los años, encendió un scout austriaco en la gruta del nacimiento de Jesús, en Belén.

Un pequeño olivo fue el elemento en torno al que giró la ceremonia, que guiada por el lema de este año, ‘Siémbrala’, hizo reflexionar a todos los asistentes sobre cuáles son las condiciones óptimas y cuáles los obstáculos para que la semilla de la paz florezca en el corazón de cada uno.

Este año, nos acompañaron en el acto, además de otros mucho amigos, el primer presidente de Scouts MSC, Jordi Bonet, que compartió con los asistentes anécdotas y mucho afecto.

La Luz ya está aquí, ahora depende de nosotros que eche raices.

¿Quieres ver algunas fotos de la ceremonia? Haz click aquí para ver nuestra galería gráfica de la Luz de la Paz de Belén en Flickr.