El fundamento de nuestro movimiento, como recoge la misión que nos guía, es convertir a la infancia y la juventud en protagonistas de su propio desarrollo, lo que hacemos a través de la propuesta educativa no formal de Scouts MSC.

En este manifiesto, aprobado en la 79 Asamblea General de Scouts MSC, recogemos los principales puntos que orientan nuestra acción para conseguir un presente y un futuro donde niñas y niños crezcan en igualdad de condiciones y desarrollen su aprendizaje mediante la acción, en entornos naturales y seguros.

En Scouts MSC…

Reconocemos el derecho de niños y niñas a la educación, en condiciones de igualdad de oportunidades respecto a sus semejantes independientemente de su etnia, raza, origen o religión.

Apostamos y practicamos la coeducación como forma más eficaz de conseguir una igualdad real entre los diferentes géneros al ofrecer oportunidades significativas de  aprendizaje sin diferenciación por roles.

Educamos a través del método scout basado en la Ley y la Promesa, la educación a través de la acción, la vida en pequeños grupos, el acompañamiento adulto, el progreso personal, la vida en la naturaleza, el marco simbólico y el compromiso con el entorno.

Aspiramos y promovemos una educación integral (mental, física, social, sexual, espiritual…), de forma individual y colectiva con todos sus integrantes,  potenciando el acceso a una información veraz.

Estamos en contra del uso de la violencia en todas sus manifestaciones, sobre todo el maltrato físico, psicológico y sexual sobre la infancia y juventud.

Condenamos todo tipo de abusos contra los menores así como todos aquellas acciones  que atentan directamente contra los derechos de la infancia.

Animamos a cualquier persona testigo de cualquier tipo de abuso a un menor a denunciarlo ante las autoridades competentes, Scouts MSC pone al servicio de quien lo necesite un Canal de Denuncias anónimo y confidencial.

Defendemos el derecho de los niños y niñas a la libertad de expresión, incluyendo la libertad de buscar, recibir y difundir informaciones e ideas de todo tipo, sin consideración de fronteras, ya sea oralmente, por escrito o de forma impresa, artística o por cualquier otro medio elegido por el niño o la niña, con las restricciones que establezca la ley.

Reconocemos el derecho de niños y niñas con diversidad funcional a disfrutar de una vida plena en igualdad de oportunidades y en condiciones que aseguren su dignidad, que les permitan llegar a bastarse por sí mismos y faciliten la participación activa del niño o niña en la comunidad.

Reconocemos a la juventud como un colectivo capaz de ser parte activa de la sociedad de manera organizada y empoderada y apoyamos el reconocimiento de las decisiones, expresiones y reivindicaciones juveniles sin que por ello tengan que ser “criminalizadas”.

Declaración aprobada por la 79 Asamblea General de Scouts MSC celebrada el 20 de noviembre de 2021 en Zaragoza.