El Movimiento Scout Católico, como asociación educativa, fomenta los entornos seguros para la infancia y la juventud con actividades y espacios donde no tiene cabida ningún tipo de violencia, ya sea física o psicológica. Por ello, en su  75º Asamblea General, ha aprobado el documento “Scouts MSC, Entorno Seguro”, una guía práctica que reúne los protocolos de protección a la infancia y la juventud que se llevan a cabo dentro del Movimiento. 

El documento recoge tanto las buenas prácticas como las conductas prohibidas en Scouts MSC. También reúne los procedimientos de  seguridad en las actividades, cómo actuar ante un indicio de riesgo así como la función de la Comisión de Entorno Seguro y el Comité de Seguimiento.

Scouts MSC, Entorno Seguro presta una especial atención a la prevención de actividades o actitudes que puedan derivar en maltratos o abusos. Para ello, se apuesta por el empoderamiento de las y los menores y por la formación de las personas adultas que desarrollan sus servicios como voluntarias para que, en cada caso, sepan cómo actuar y dónde deben recurrir ante situaciones de presunto maltrato o abuso. 

Además de establecer las normas y los protocolos de actuación de obligado cumplimiento en asociaciones y grupos, el documento también fomenta la construcción en entornos seguros con objetivos educativos adaptados a las diferentes edades de las y los scouts.

La política de protección a la infancia y la juventud que fomenta Scouts MSC se completa con el canal público de denuncias habilitado en la web del Movimiento.